Les animamos a que nos escriban sobre cualquier tema que relacionado con los contenidos de http://www.betania.es/, les interese.

Pueden enviar sus comentarios atraves del e-mail a:

betania@betania.es

o por correo ordinario a la siguiente dirección:

Betania - Apartado 42024
28080 MADRID
España 


LA FIESTA DE LA DIVINA MISERICORDIA

SURREXIT DOMINUS VERE!; ¡ALELUYA! Permítame me una a la felicitación pascual de todos los lectores de esta magnifica página que tanto nos ayuda a los párrocos en nuestra tarea pastoral. Soy un sacerdote de la diócesis de Cartagena en Murcia y un asiduo lector de esta página. Cada semana utilizo los formularios y todo el material que nos ofrecen para las celebraciones litúrgicas y para la realización de la hoja Faustina Kowalska parroquial. Sin embargo, esta semana esperaba ansiosamente la edición con el deseo de encontrar material relacionado con la fiesta de la Divina Misericordia, ya que es una devoción que según mi pobre opinión debemos fomentar cada vez más entre nuestros fieles. Espero que en alguna otra edición puedan facilitar algún tipo de material al respecto.

Muchas gracias. Siempre unidos en la oración.

José Antonio

Cartagena, Murcia.

NOTA DEL EDITOR.- En la página de moniciones, en el texto consignado como Lectura de Postcomunión se incluía la Oración de la Misericordia Divina. Y en la Homilía de este Editor había un párrafo sobre la institución de esa fiesta por el Papa Juan Pablo II, guiado por la devoción a las revelaciones de Santa Faustina Kowalska. Ciertamente, si se había citado la fiesta y, tal vez, el padre José Antonio no lo habría visto. En años anteriores, y está en el “histórico” también se publicó el pormenor de esta fiesta en la sección de Reportaje. De todas formas estamos abiertos a dar mayor densidad editorial a dicha fiesta si, además, don José Antonio nos echa una mano el año que viene.


PERO, ¿QUIÉN SE METE CON EL PAPA?

Estimado Sr. Gómez Escorial:

Soy un sacerdote de la diócesis de Madrid y me llama la atención la campaña de adhesiones organizada al Papa Benedicto. Varios obispos han escrito Cartas de encendido elogio. Pero eso siempre ha sido así, sin necesidad de organizar campañas. Fui –y soy—lector del teólogo Ratzinger desde sus primeros años y, desde luego, ahora he leído un artículo de Juan Arias, antiguo corresponsal del diario “El País”, totalmente contrario y contrariado. Juan Arias sigue enfadado con Ratzinger como siempre. ¿O es que se esperaba un encendido elogio de un Papa reinante en el periódico de la familia Polanco? Joseph Ratzinger es importantísimo teólogo, muy ligado al análisis histórico que hace más real su ciencia teológica, más tangible, más de hoy. Le he leído a usted, señor Gómez Escorial, esa idea de lo histórico en Ratzinger y estoy totalmente de acuerdo. Pero con Ratzinger pasa como con el Quijote que todo el mundo dice haber leído pero que nadie ha pasado de sus primeras páginas. Creo que el Papa Benedicto se puede defender solo sin montar campañas que dan idea de aislamiento y de que existen muchos contrarios a la Iglesia y al Pontificado. Realmente, en el medio intelectual y periodístico los contrarios son los de siempre. Ni más ni menos. Y contrarios a la Iglesia y a cualquier Papa reinante, vivo y en ejercicio. Lo malo no son las discrepancias en los periódicos, lo malo es la gente nunca habla del Papa y de la Iglesia, que no cree, que no está, que, según ellos, no necesitan ni a la Iglesia, ni a Cristo Jesús. Y, por ejemplo, un prontuario de frases de Joseph Ratzinger sacadas de sus textos servirían para abrir el camino a muchos alejados. Pero, claro, eso nadie lo dice porque nadie ha leído con amor y esperanza y a Ratzinger. Eso sí, defenderle en su presunto integrismo es confirmar que lo es.

Padre Pepe.

Madrid, España

NOTA DEL EDITOR.- La realidad es que este correo del Padre Pepe –que es la segunda vez que escribe a Betania en un par de años—merecería convertirse en un editorial de esta web. Es posible que los afanes dialécticos del Padre Pepe le lleven a exagerar un poco, pero realmente tiene toda la razón. Este editor tiene que confesar que ha encontrado defensores de Ratzinger en gente conservadora o progresista ha condición de que hayan leído una buena parte de su obra. En fin, muchas gracias a este sacerdote y reiterarle que tiene abiertas las páginas de Betania “para lo que quiera mandar”.


FELICITACIONES POR LAS 6.000 VISITAS

Han hecho ustedes muy bien al publicar el record de visitas en Sábado Santo para que los lectores de Betania sepamos que somos una familia en crecimiento. Betania es una página muy sencilla para da confianza y se saca de ella lo que se necesita. Y es útil desde cualquier lugar. Soy un Colombiano que lleva años en la emigración. Y he leído Betania, en Italia, Dinamarca y ahora en Estados Unidos.

Con mis felicitaciones, reciban mis mejores deseos de paz en la Pascua

R. Sanz

New Jersey, USA

NOTA DEL EDITOR.- Interesante correo por todo. Gracias por la felicitación. Pero también desvela esa cercanía de Betania a los que no están en su país y necesitan textos en español. Decir que comenzamos –ya hace años—a experimentar sorpresa por tener lectores en Australia, Nueva Zelanda, pero también en Alemania, Reino Unido, Italia e, incluso, Rumania. Lugares donde obviamente no se habla español. Y lo interesante también es la enorme cantidad de lectores en Estados Unidos, tercer país en censo de lectores, tras España y México. Bueno, de vez en cuando, merece la pena decirlo, aunque, últimamente, crece más España, considerablemente. Donde no hay carencia de formularios litúrgicos. También sigue creciendo mucho Estados Unidos.


SOBRE EL SUMARIO Y EL “MENU AZUL DE LA IZQUIERDA”

Soy una lectora de Betania desde hace, por lo menos, diez años. Y quiero hacerles una recomendación. Ustedes conducen, en la primera pagina, a los lectores al “Menú Azul de la Izquierda” y hacen bien porque es la única forma de entrar en las páginas del interior, pero eso hace que no se lea bien esa primera página y que los lectores “vayan a tiro hecho”. O sea que si les interesan las moniciones pues sólo ven eso. Y si lo que buscan es el diurnal, pues lo mismo. Pero apenas tienen visibilidad el editorial, la Carta del Editor, el Reportaje y otras. Creo que Betania debería tener una primera página como la de antaño en que todo estuviera accesible en esa página de inicio.

María del Carmen

Málaga, España

NOTA DEL EDITOR.- Razonable carta de esta lectora. Parece que tiene razón. Lo que pasa es que Betania ha crecido tanto en textos que sería imposible darlos todos seguidos como antes, aunque es posible que el menú azul de la izquierda tienda a “especializar” demasiado las entradas. Estamos pensando en dar una página primera “más cuadrada”, con más temas y links hacia el interior. Desde luego la advertencia es oportuna.


REGALAR MONICIONES

Buenos Días Hermanos:

Les saluda otra vez Cesar Ramírez desde El Salvador. Quiero molestarlos pidiendo un gran favor. Si me pueden regalar las moniciones correspondiente a el domingo 26 de abril 2009, ya que nos toca pasar a leer a nuestros niños de la catequesis y necesitamos empezar a entrenarlos

De antemano estaré muy agradecido por su valiosa ayuda... Esperando respuesta.

Cesar Ramírez

El Salvador, Centroamérica

NOTA DEL EDITOR.- Ya contestamos a este lector que, en varias ocasiones, los lunes ya reclama las moniciones. Esta vez le contestamos en los siguientes términos: “Salimos los martes. Mañana estarán. Y no las regalamos las vendemos al precio carísimo de su afecto”. Pues eso. Muchas gracias y a esperar al martes.


MATERIAL IMPORTANTE, CLARO Y MUY VALIOSO

He visto sus formularios (y la pagina en general) me parece que la información que aportan es muy buena, me ha ayudado mucho. Formo parte del grupo “Anawin-Juniors m.d.” y del grupo de liturgia de mi parroquia y el material que ustedes aportan es importante, claro y muy valioso.

Muchas gracias.

Repretex

Paterna, Valencia, España

NOTA DEL EDITOR.- Le pedimos a este lector su nombre para publicar su correo. No contestó, pero se lo agradecemos mucho.


BUSCA A FRAY GERARDO GONZALEZ RODRIGUEZ

Hola Sr. Ángel Gómez: mi nombre es Raúl González Banda maestro de escuela primaria. En mi infancia mi familia y yo tuvimos la oportunidad de conocer a P. Fray Gerardo González en un lugar que se llama Ejido Candido Aguilar; Burgos, Tamaulipas, México. El 14 de octubre de 2001 nos envío una postal con un saludo y dice que esperara con mucha esperanza la contestación .Ojala me pueda usted ayudar a localizar su ubicación actual, algún correo electrónico donde me puedan informar o bien hacer llegar mi correo. Su dirección que manda en la postal del 2001 es: P. Fray GERARDO GONZALEZ RODRIGUEZ Collegio Internacionale San Antonio, Via Merulana 124-B 00185, Roma, Italia. Ojalá me pueda ayudar

Raúl González Banda

México.

NOTA DEL EDITOR.- Expresamos, primero, a este lector, nuestra extrañeza por su petición, aunque le dijimos que lo publicaríamos para poder encontrarle. Y así lo hacemos. Esperemos que Raúl tenga suerte en su búsqueda.


MENSAJE URGENTE AL DIOS DE JESÚS

Para mí, existen varias posturas ante el dolor que sufre la humanidad. La primera es de rebeldía y angustia que me lleva a una situación nerviosa, que es la más común, por el desconcierto que significa aceptar las desgracias ajenas. La segunda, el derrumbamiento que me proporciona una gran amargura, contemplando ese monstruo al cual no se puede vencer, llamado terremoto, con ese poder destructor que arrasa todo por donde pasa desde lo más importante, vidas humanas, hasta los enseres que servían de cobijo a las personas. Y la tercera, la que sostienen algunas personas cristianas, que posiblemente sean más positivas ante el dolor e intentan no derrumbarse ni resignarse, sino que se entregan a los deseos de Dios y a la fuerza de su Amor.

Con toda sinceridad, la aptitud de estos hermanos, es envidiable. Tienen todo mi respeto, pues efectivamente la fe ve lo invisible, cree lo increíble y recibe lo imposible, sabiendo que la viña del Señor proporciona racimos dulces y amargos.

Todo esto es totalmente cierto, pero he de confesar que ante un hecho como los recientes terremotos que han sufrido nuestros hermanos en la ciudad de Italia, donde han sucumbido centenares de hogares, algunos de ellos sepultando en vida a casi a 300 personas dentro de sus humildes pertenencias y otras angustiadas por haber perdido todo aquello que poseían y que ahora caminan hacia un mundo desconocido, sinceramente no logro entenderlo.

Y es por ello, por lo que siento un dolor profundo en mi corazón, por esas gentes con sueños sencillos apenas sin ambiciones, que han perdido personas queridas integrantes de sus familias que vivían lejos, muy lejos de las comodidades que disfrutamos en otros países y que ahora inician un viaje a ninguna parte buscando un hogar donde cobijarse llevando sobre sus espaldas, el peso de la tristeza y de la desesperación.

Uno, ante una tragedia como ésta y sin posibilidades materiales ni humanas posibles para ayudar a todos esos damnificados, solo se le ocurre, convocar a toda la comunidad cristiana mundial, para enviar un mensaje urgente al Dios de Jesús, suplicando su Divina Bendición para todos ellos y rogando acoja en su Reino a las víctimas por toda la Eternidad.

Así las cosas, por lo pronto solo me queda tras iniciar este mensaje, rezar una oración por sus almas limpias, puras y sinceras y elevar la vista al cielo y gritar con esperanza que el Dios resucitado les fortaleza su fe y que los fallecidos descansen en paz.

José Guillermo García Olivas

Madrid

NOTA DEL EDITOR.- Interesante sugerencia de José Guillermo que hemos leído con mucha atención.