Domingo segundo después de Navidad
4 de enero de 2009

Misa Familiar

Prepara Javier Leoz


*Objetivo: Seguir celebrando el “Dios con nosotros”

*Idea: Estamos llamados a ser luz de la Palabra que se encarnó


1. MONICIÓN DE ENTRADA

Este domingo, un tanto atípico, no contiene ninguna fiesta especial. Hemos celebrado ya la Sagrada Familia, Santa María, Madre de Dios, y a la vuelta de la esquina la Epifanía o los Reyes Magos.

¿Hemos notado la LUZ de la Navidad? ¿Hemos recibido en nuestras almas la LUZ del Señor? ¿Hemos contemplado a Dios que baja al encuentro del hombre?

Sigamos celebrando con gozo santo esta Navidad. Que en este domingo sigamos cantando, pregonando y anunciando la Salvación que nos brinda Dios en un Niño.

Nos ponemos de pie y cantamos.

2. PENITENCIAL

2.1. Perdón, Señor, por llegar tarde al encuentro de la Eucaristía y, sobre todo, por las veces en que no escuchamos completamente tu Palabra. Señor, ten piedad

2.2. Perdón, Señor, cuando no somos luz. Cuando nos quedamos en la apariencia y en los rincones oscuros de la mentira y del disfraz. Cristo, ten piedad

2.3. Perdón, Jesús, por dejarte a un lado. Perdón por las veces en que olvidamos que caminas junto a nosotros, siendo Dios y hombre. Señor, ten piedad

3. MONICIÓN A LAS LECTURAS

Hoy las lecturas tienen un mismo hilo conductor: todo nos lleva a Jesús. En la primera, veremos como la sabiduría, está junto a Dios. En la segunda San Pablo nos presenta un bonito himno en el que nos recuerda que, Dios, nos salva a todos por medio de Jesucristo. Finalmente, en el Evangelio, una vez más nos quedaremos emocionados cuando contemplemos que Dios se revela definitivamente en Jesucristo. Escuchemos con atención.

4. ORACIÓN DE LOS FIELES

4.1. Por la Iglesia. Para que trabaje constantemente por acercar el nombre, la vida y el mensaje de Jesucristo a todos los pueblos de la tierra. Roguemos al Señor.

4.2. Por todos los que estamos celebrando esta Navidad. Para que nos tomemos más en serio la escucha, la meditación y la práctica de la Palabra del Señor. Roguemos al Señor.

4.3. Por todos los que piensan que no valen para nada. Para que descubran su dignidad como personas y como hijos de Dios. Roguemos al Señor.

4.4. Para que valoremos y cuidemos el silencio en nuestras iglesias. Para que seamos más contemplativos, es decir, para que gocemos con la presencia de Dios que habla en todo y por todo. Roguemos al Señor.

4.5. Por este nuevo año recién comenzado. Para que estemos contentos de ser cristianos. Para que no olvidemos que, la Navidad, es todos y cada uno de los días y meses del año. Roguemos al Señor.

5. OFRENDAS

5.1. CON ESTA PALOMA queremos simbolizar el anhelo y los deseos de la humanidad de vivir en la paz. Que Dios nos ayude a conseguirla.

5.2. CON EL NOMBRE DE JESUS queremos dar las gracias a Dios porque, dejando el cielo, tomó partido por la humanidad. Se hizo hombre. ¡Gracias, Señor!

5.3. Con este calendario del año 2009, queremos comprometernos ante Dios para que, su Palabra, sea para nosotros una llamada a ser mejores cristianos, mejores católicos, mejores personas.

5.4. Con el pan y el vino damos gracias a Dios porque, gracias a El, el mar, las aves, los bosques, el viento, la luna, el sol y el hombre, son realidades. Que las cuidemos y seamos responsables.

6. ORACIÓN

Existías, Señor,

PERO VINISTE JUNTO A NOSOTROS

Vivías en el cielo, Señor

PERO VINISTE JUNTO A NOSOTROS

Hablabas desde la nube

PERO VINISTE JUNTO A NOSOTROS

Tú, oh Dios, eras luz que brillaba en lo alto

PERO VINISTE JUNTO A NOSOTROS

Tú, oh Dios, eras Palabra que escucharon los profetas

PERO VINISTE JUNTO A NOSOTROS

Tú, Señor, alejabas la tiniebla desde el cielo

PERO VINISTE JUNTO A NOSOTROS

Tú, oh Dios, eras invisible

PERO VINISTE JUNTO A NOSOTROS

Tú, oh Señor, eras omnipotente y fuerte

PERO VINISTE JUNTO A NOSOTROS