XVII Domingo del Tiempo Ordinario
27 de julio de 2008

La oración de los fieles


 1.- DANOS, SEÑOR, TU FORTALEZA

2.- ATIENDE NUESTRAS SÚPLICAS


PRIMERA

DANOS, SEÑOR, TU FORTALEZA

Señor, también nosotros nos sentimos débiles ante las afrentas del mundo. Te pedimos confiados:

DANOS, SEÑOR, TU FORTALEZA

1. – Por el Papa y los frutos apostólicos de su viaje a Sydney, para que sean abundantes y lleguen a toda la Iglesia.

OREMOS

2. – Por los pueblos que viven en situaciones de guerra o injusticia, sometidos por el terror y el egoísmo; para que encuentren una pronta salida a sus conflictos.

OREMOS

3. – Por todas las personas que sufren o están desalentadas, para que en su debilidad encuentren la fuerza que viene de Cristo.

OREMOS

4. – Por todos las familias que se reúnen aprovechando este tiempo de vacaciones, para que sea este encuentro momento propicio para la alegría en Cristo.

OREMOS

5. – Por todas las personas que visitan nuestra localidad, para que sientan la acogida propia de la alegría cristiana.

OREMOS

6. – Por todos los aquí reunidos, para que siguiendo el ejemplo de Salomón pidamos al Señor un corazón dócil para afrontar los problemas de la vida.

OREMOS

Señor concede a tu pueblo con generosidad, lo que con tanto amor y confianza te pide. Por Jesucristo nuestro Señor.

Amen.


SEGUNDA

ATIENDE NUESTRAS SÚPLICAS

Elevemos nuestras plegarias a Dios Padre y repitamos como Salomón en su oración:

R.- ATIENDE NUESTRAS SÚPLICAS

1. Padre, acompaña a nuestro Papa Benedicto XVI para que gobierne a este pueblo numeroso que es la Iglesia.

OREMOS

2. – Padre, acompaña a nuestros gobernantes y políticos para que sepan discernir el bien del mal y contribuyan al desarrollo de los pueblos.

OREMOS

3. – Padre, acompaña a todos aquellos que llamaste a servirte, para que perseverando en el amor sean glorificados en tu Reino.

OREMOS

4. – Padre, acompaña y fortalece a aquellos que aún no han encontrado fe, para que estén atentos a tus palabras y descubran ese tesoro que llevan dentro.

OREMOS

5. – Padre, acompaña a todos los vendedores y hombres de negocios para que no se dejen arrastran por los “tesoros” de este mundo.

OREMOS

6. – Padre, acompaña a los que disfrutan de un tiempo de relax para que durante este descanso redescubran el tesoro de las relaciones personales.

OREMOS

7. – Padre, acompaña a todos los que estamos presente en esta Eucaristía para que un día disfrutemos del Banquete que nos tienes preparado.

OREMOS

Padre, acoge estas plegarias que tu pueblo confiado te presenta. Por Jesucristo nuestro Señor.

Amen.