Descansar en la casa de Betania junto a Jesús, es saborear ese momento Único y privilegiado que te inunda de paz el corazón. Cuántas veces nos hemos planteado lo que nosotros hubiéramos hecho si nos hubiera tocado vivir en tiempo de Jesús; tenemos la seguridad que hubiésemos acudido a todos los lugares donde El descansaba. Pero no hemos caído en la cuenta que esto no es cosa del pasado sino del presente. Esto se repite hoy. Por eso quiero invitarte con esta página a que me acompañes para marchar hacia Betania. Jesús descansa allí, en Betania, con sus amigos se trata de irnos a encontrar con Él; todos estamos invitados.

 

XI Domingo del Tiempo Ordinario
15 de junio de 2008

GRUPOS BETANIA DE ORACIÓN Y ACCIÓN
**Textos para los trabajos de liturgia


EXHORTACIÓN PARA ESTA SEMANA

Jesús de Nazaret elige hoy a sus discípulos. Nuestra mejor reflexión, entonces, es buscar y recordar el momento en que el Maestro nos llamó a cada uno de nosotros, porque ya sabéis ha sido Él quien nos ha elegido, y no nosotros a Él. Dice el Señor que la mies es mucha y los operarios pocos. Pero si, además, nosotros que nos hemos reconocido como obreros suyos, no trabajamos, nuestra falta será grave y muy evidente. Esforcémonos también por construir un único rebaño del que es pastor Jesucristo y no fomentar, para nada, divisiones, enfados y rupturas.


LA REUNIÓN LITURGICA

ORACIÓN DE ENTRADA.

En el Nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo.

Señor Dios Padre nuestro, te pedimos gracia para comprender mejor la Palabra que se transmite en la Eucaristía Dominical. Concédenos la presencia cercana y gratificante del Espíritu Santo. Te lo pedimos por tu Hijo --y Maestro Nuestro--el Señor Jesús.


MONICIÓN SOBRE LAS LECTURAS

1.- En la primera lectura, del libro de Éxodo, vemos cómo la mano de Dios está siempre detrás de nuestros acontecimientos decisivos, por eso tenemos que caer en la cuenta de que todo lo que somos y tenemos se lo debemos a Él. ¡Cuántas dificultades hemos superado en nuestra vida! Casi nos parece imposible haber llegado hasta aquí; pues todo esto que crees haber realizado con tu esfuerzo, es todo gracia de Dios, y todo lo que tienes, es puro regalo de su amor.

S.- Este salmo 99 era utilizado por los fieles en general y, muy especialmente, por los peregrinos que entraban en el Templo de Jerusalén. Y desde sus versos se invita a toda la creación para que reconozca y experimente la bondad de Dios. Para nosotros, hoy, es el reconocimiento de que somos –queremos ser—un solo rebaño del que Jesús es el único Pastor.

2.- La segunda lectura nos invita a tomar conciencia de que Cristo murió por nosotros siendo pecadores. Lo dice San Pablo en la Carta a los Romanos. Ahí está la grandeza de su amor, no murió por causa de nuestros pecados sino a pesar de ellos. Su sacrificio fue una ofrenda generosa y gratuita. Su amor se alzó por encima de nuestros rechazos.

3.- El evangelio, del capítulo 9 de Mateo, nos muestra la compasión que el Señor tiene por cada uno de nosotros. A Jesús le interesa cada hombre, cada mujer, en particular. Él conoce nuestra cara, el nombre de cada uno, nuestra historia. Él quiere entablar una relación personal de cada uno de nosotros. Saber de los problemas, dificultades, esperanzas de todos. Y lo único que nos pide para trabajar en su mies es huir de los éxitos, de los aplausos, honores y privilegios. Aprovechemos hoy todos estos mensajes que nos invitan a sembrar con paciencia en tantos surcos abiertos que esperan compasión para todos y la verdad de Cristo.


LECTURAS

PRIMERA LECTURA

LECTURA DEL LIBRO DEL ÉXODO 19, 2-6a

En aquellos días, los israelitas, al llegar al desierto del Sinaí y acamparon allí, frente al monte. Moisés subió hacia Dios. El Señor lo llamó desde el monte, diciendo:

-- Así dirás a la casa de Jacob, y esto anunciarás a los israelitas: "Ya habéis visto lo que he hecho con los egipcios, y cómo a vosotros os he llevado sobre alas de águila y os he traído a mí. Ahora, pues, si de veras escucháis mi voz y guardáis mi alianza, vosotros seréis mi propiedad personal entre todos los pueblos, porque mía es toda la tierra; seréis para mí un reino de sacerdotes y una nación santa.”

Palabra de Dios.


SALMO RESPONSORIAL

SALMO 99

R.- NOSOTROS SOMOS SU PUEBLO Y OVEJAS DE SU REBAÑO.

Aclama al Señor, tierra entera,

servid al Señor con alegría,

entrad en su presencia con vítores. R.-

 

Sabed que el Señor es Dios:

que él nos hizo y somos suyos,

su pueblo y ovejas de su rebaño. R.-

 

El Señor es bueno,

su misericordia es eterna,

su fidelidad por todas las edades. R.-


SEGUNDA LECTURA

LECTURA DE LA CARTA DEL APÓSTOL SAN PABLO A LOS ROMANOS 5, 6-11

Hermanos:

Cuando nosotros todavía estábamos sin fuerza, en el tiempo señalado, Cristo murió por los impíos --en verdad, apenas habrá quien muera por un justo; por un hombre de bien tal vez se atrevería uno a morir--; mas la prueba de que Dios nos ama es que Cristo, siendo nosotros todavía pecadores, murió por nosotros. ¡Con cuánta más razón, pues, justificados ahora por su sangre, seremos por él salvos de la cólera! Si, cuando éramos enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, ¡con cuánta más razón, estando ya reconciliados, seremos salvos por su vida! Y no sólo eso, sino que también nos gloriamos en Dios, por nuestro Señor Jesucristo, por quien hemos obtenido ahora la reconciliación.

Palabra de Dios.


ALELUYA Mc 1, 15

Está cerca el reino de Dios: convertíos y creed en el Evangelio.


EVANGELIO

LECTURA DEL SANTO EVANGELIO SEGÚN SAN MATEO 9, 36--10, 8

En aquel tiempo, al ver Jesús a las gentes, se compadecía de ellas, porque estaban extenuadas y abandonadas, como ovejas que no tienen pastor. Entonces dijo a sus discípulos:

-- La mies es abundante, pero los trabajadores son pocos; rogad, pues, al Señor de la mies que mande trabajadores a su mies.

Llamó a sus doce discípulos, les dio autoridad para expulsar espíritus inmundos y curar toda enfermedad y dolencia. Éstos son los nombres de los doce apóstoles: el primero, Simón, el llamado Pedro, y su hermano Andrés; Santiago el Zebedeo, y su hermano Juan; Felipe y Bartolomé, Tomás y Mateo, el publicano; Santiago el Alfeo, y Tadeo; Simón el Celote, y Judas Iscariote, el que lo entregó. A estos doce los envió Jesús con estas instrucciones:

-- No vayáis a tierra de gentiles, ni entréis en las ciudades de Samaria, sino id a las ovejas descarriadas de Israel. Id y proclamad que el reino de los cielos está cerca. Curad enfermos, resucitad muertos, limpiad leprosos, arrojad demonios. Lo que gratis habéis recibido, dadlo gratis.

Palabra del Señor.


COMENTARIO LITÚRGICO

DIOS NO SE CANSA DE BUSCARNOS

Por David Llena

Pero ¿realmente nos necesita Dios? Así lo parece cuando de entre todos los pueblos de la tierra se elige a Israel como una propiedad, o San Pablo en la segunda lectura nos dice que Cristo murió por nosotros cuando aún éramos impíos. Pues parece que sí que Dios nos necesita. Lo que pasa realmente es que Dios nos ama, nos quiere como hijos y nosotros somos hijos díscolos que no reconocen a su Padre. Pero Dios no se cansa de buscarnos y llamarnos, a través de las personas, las circunstancias; y a su vez somos nosotros los que servimos para que otros se acerquen a Dios. Convenzámonos ya de que, como dice el Salmo, “somos su pueblo y ovejas de su rebaño”.


LA ORACIÓN DE LOS FIELES

ROGUEMOS POR EL PAPA Y LOS OBISPOS

Dios Padre Nuestro en este domingo que conmemoramos la llamada de tu Hijo Unigénito a sus apóstoles, nos disponemos a rogarte por el Papa y por todos los obispos de la tierra, como continuadores de la labor apostólica iniciada hace mas de dos mil años.

Y decimos:

R.- ROGUEMOS POR EL PAPA Y LOS OBISPOS

1.- Por el Papa Benedicto para que sepa, desde el amor, discernir las necesidades que los nuevos tiempos traen a la Iglesia y aplicarlas en beneficio de todos los miembros del único rebaño que dirige Jesucristo,

OREMOS

2.- Por el obispo de nuestra diócesis (…) para que en su labor pastoral siempre ponga por delante a los pobres y a los humildes

OREMOS

3.- Por los sacerdotes, diáconos, por todos los consagrados y consagradas, por los fieles de Jesús para que, siguiendo las enseñanzas del Maestro, sepamos mostrarnos como reconocibles discípulos suyos al ejercitarnos todos con diligencia en el amor a Dios y a los hermanos

OREMOS

4.- Por los presidentes de todas las Conferencias Episcopales del mundo para que sepan establecer puentes de amor y cordialidad hacia los gobernantes de sus países, sin renunciar al camino marcado por Señor Jesús.

OREMOS

5.- Para que ningún pobre, ni enfermo, ni inmigrante, ni pecador sea segregado de los rebaños parroquiales al cuidado de todos los párrocos de la Tierra.

OREMOS

6.- Para que todos los cristianos, inspirados en Cristo Nuestro Señor, intentemos convencer y no imponer

OREMOS

6.- Por todos nosotros, presentes en la Eucaristía, que es la gran comunión de todos los fieles con la Santísima Trinidad.

OREMOS

Señor del amor, del poder y de la gloria acepta estas súplicas que con humildad te presentamos

Por Jesucristo Nuestro Señor


LAS PREGUNTAS DEL editor

Lo ideal es leer estas cuestiones muy lentamente y que lo haga un buen lector. Debe dejarse un tiempo de meditación antes de iniciar las respuestas o puntos de vista.

1.- Sabemos que la mies es mucha y que nunca, como en estos tiempos, hay tantas fuerzas potentes que se oponen al Reino de Dios. ¿Somos conscientes con ello? ¿Confraternizamos con mayor o menor consciencia con situaciones políticas, sociales o económicas que son contrarias al Evangelio de Jesús?

2.- ¿Qué hacemos para que el trabajo de la mies sea compartido y conocido? Se supone que como lectores o cercanos a la liturgia dominical tenemos responsabilidades con ese trabajo, ¿pero somos coherentes con ello o aparecemos cada domingo cerca del ambón, en el presbiterio, por presumir, por aparentar, por solo para demostrar que “somos importantes” y que leemos muy bien?

3.- Jesús nos ha elegido y nos ha llamado por nuestro nombre. ¿Lo sabemos? ¿Oramos por descubrir con razonable exactitud cuándo y cómo Jesús nos llamó? ¿Seguimos siendo fieles a esa llamada? ¿Ayudamos a Jesús de Nazaret a dar cauce a otras llamadas hechas a nuestros familiares, amigos y conocidos?

4.- San Pablo nos dice que lo hemos recibido gratis y que gratis lo debemos dar. ¿Nos aprovechamos de nuestra posición en la parroquia, buscamos el beneplácito de todos, nos gusta, como a los fariseos, que nos saluden como a grandes personajes? ¿Hemos reflexionado con la mirada puesta en Jesús Sacramentado en que, verdaderamente, somos siervos inútiles y que venimos a servir y a que no nos sirvan?

5.- Las lecturas de este domingo dan idea de que Dios ha unido en un solo pueblo a dos. ¿Buscamos la unidad con nuestros hermanos? ¿Preferimos nuestro grupo concreto por encima de los demás? ¿Somos destructores de la unidad y del amor fraterno? ¿Ni siquiera traemos paz a nuestro pequeño ámbito parroquial o del grupo?


LA MISIÓN

Luchar siempre por la fraterna cordialidad entre los hermanos y no hacer nada que pueda producir desunión en el rebaño. Esto último sería como traicionar al Señor Jesús


Nos podéis escribir sobre todo esto. E, incluso, pedirnos ayuda sobre algún tema concreto. Os damos este correo:

betaniamad@yahoo.es