VII Domingo de Pascua / Solemnidad de la Ascensión del Señor
20 de mayo de 2007

La oración de los fieles


1.- PADRE ATIENDE ESTAS SÚPLICAS

2.- TE LO PEDIMOS POR NUESTRO SEÑOR JESÚS, TU HIJO, QUE REINA EN EL CIELO.


PRIMERA

PADRE ATIENDE ESTAS SÚPLICAS

Jesús después de vencer a la muerte va a reunirse con el Padre, a prepararnos un sitio junto a la Santísima Trinidad. Hoy ponemos en sus manos estas plegarias para que las presente al Padre en nuestro nombre. Repetimos:

R.- PADRE ATIENDE ESTAS SÚPLICAS

1. – Padre, cuida al Papa a los obispos y a todos los que en tu nombre predican el Evangelio como tu nos dijiste, para que su mensaje sea acogido en todos los corazones. Y que los frutos del Viaje del Papa a Brasil se vean pronto en el devenir jubiloso de nuestra Iglesia

OREMOS

2. – Padre, te presentamos a aquellos que andan lejos de ti y aquellos que aún no te conocen, hazte presente en ellos a través de nosotros que hemos experimentado la resurrección de tu Hijo.

OREMOS

3. – Padre, mira a todos aquellos que sufren por causa de enfrentamientos y luchas, haz presente tu paz ante ellos y que al reconocerte como Padre vean a los demás como hermanos.

OREMOS

4. – Padre, sabemos que tu Hijo se ha quedado presente en los enfermos y en los débiles, vuelve nuestro corazón hacia ellos y haz que viendo el rostro de Cristo nuestra actitud sea más amorosa.

OREMOS

5. – Padre, aviva el corazón de los dirigentes de este mundo, para que busquen el servicio a su pueblo y estos crezcan en Paz y prosperidad.

OREMOS

6. – Padre, ilumina a aquellos que se dedican a la comunicación, para que sea la Verdad lo que inspiren sus palabras.

OREMOS

7.- Padre, acepta la oración confiada que este pueblo tuyo, reunido aquí en la Asamblea Eucarística dominical te presenta. Y que ella traiga frutos de paz y amor a este comunidad de hermanos.

OREMOS

Padre, sabemos que atenderás estas plegarias que te presentamos a través de tu Hijo. Nuestro corazón tiene otras inquietudes que también te presentamos por Jesucristo nuestro Señor

Amen.


SEGUNDA

TE LO PEDIMOS POR NUESTRO SEÑOR JESÚS, TU HIJO, QUE REINA EN EL CIELO.

Cristo está a la derecha de Dios para interceder por nosotros y por eso le dirigimos estas oraciones a nuestro Padre Dios y respondemos --de acuerdo con la promesa hecha por el mismo Jesús-- lo siguiente:

R.- TE LO PEDIMOS POR NUESTRO SEÑOR JESÚS, TU HIJO, QUE REINA EN EL CIELO.

1.- Por la Iglesia universal y por el Benedicto XVI, para que su magisterio expresado en su reciente viaje a Brasil y todas sus enseñanzas en todo tiempo nos muestren el camino hacia las moradas del Cielo.

OREMOS

2.- Por la unidad de los cristianos, por la aproximación de la Iglesia latina y las orientales, en las que apenas hay diferencias dogmáticas y de culto. Y que reconozcamos todos que el único Pastor es el Señor Jesús, que está a la derecha del Padre.

OREMOS.

3.- Por los gobernantes y políticos, por quienes tienen poder de decisión respecto los caminos del mundo y de los hombres, para que sus juicios sean en bien de los hermanos e inspirados desde el cielo.

OREMOS

4.- Por la paz en el mundo y para que se termine la guerra en Iraq, en Palestina, en Afganistán y el terrorismo desaparezca

OREMOS

5.- Por todos aquellos, laicos o religiosos, cristianos o no, pero que trabajan por la construcción de la paz, para que siguen firme en su condición pacífica y comprendan que es el Espíritu quien les infunde la idea de la paz y de la renovación del mundo.

OREMOS

6.- Por los niños que tomaran su primera comunión, por, también, los fieles que en este mes de mayo dedican especial devoción a Santa María, Madre Dios, para que esos signos les hagan felices.

OREMOS

7.- Por los pobres, los marginados, los tristes, los abandonados, los enfermos y los encerrados en su soberbia, para que el Espíritu, que está ya muy próximo, les ayude y influya al resto de los hermanos una apoyo amoroso y solidario a todos los sufren.

OREMOS

8.- Por todos los miembros de esta parroquia (O comunidad) para que podamos celebrar durante muchos años la alegría de la Ascensión y permanezcamos con la lámparas dispuestas a la esperan del Espíritu que viene.

OREMOS.

Dios Todopoderoso, Padre de Nuestro Señor Jesucristo, escucha nuestras peticiones que ponemos en tus manos, para que tú nos des lo que más nos conviene.

Por Jesucristo Nuestro Señor

Amen