1.- EL VIAJE DEL PAPA

Lo mejor, a nuestro juicio, del viaje de Benedicto XVI a Valencia es ese millón largo de personas que se congregó para asistir a los diferentes actos de su visita. Cumplió el Papa su función pastoral y dio apoyo y cariño a los peregrinos que le esperaba. Recibió, a su vez, y con entusiasmo generalizado, el afecto de quienes hicieron –sin duda—sacrificios notables para poder ver al Sucesor de Pedro. Betania modificó el sábado y el domingo su primera página con noticias y textos sobre la visita. Y esa selección va a quedar en nuestra sección de reportajes, tras el texto relativo a la Virgen del Carmen.

Defendió el pontífice en su visita a Valencia la esencia de la familia: es decir, la unión entre un hombre y una mujer, como no podía ser de otra forma por razones de coherencia doctrinal y ante ese Encuentro Mundial de las Familias que era –como es sabido—el motivo principal del viaje.

Algunos han querido ver en el viaje del Papa –y en sus palabras—una especie de acción contraria a la política gubernamental española. No es así. La cuestión es otra. Y es que algunas de las disposiciones legales recientes del gobierno son totalmente opuestas a la doctrina de la Iglesia. Terminamos este breve comentario editorial reiterando que el viaje –el primero de Benedicto XVI a España—fue un éxito y que cumplió todos sus objetivos pastorales previstos.

 

2.- LA VIRGEN DEL MAR

Este16 de julio, domingo XV del Tiempo Ordinario, coincide con la fecha habitual en la que se celebra la fiesta de la Virgen del Carmen. La coincidencia no restará importancia al día de agasajo de una de las advocaciones de Santa María, que tiene una gran cantidad de devotos en España y en el mundo iberoamericano. Para la Orden carmelita es solemnidad y lo será también en aquellas poblaciones –que son muchas—que tengan a la Virgen del Carmen como patrona.

En fin, reiterar que en España vive con gran relevancia esta Festividad de la Virgen del Carmen. Es la patrona de los marineros y pescadores y en todos los puertos se organizan vistosísimas procesiones con barcos que suelen tener como fin depositar flores en el mar en recuerdo de los fallecidos. Es, no obstante, una fiesta alegre y con muchas celebraciones profanas. Existen además entre las mujeres españolas muchas con el nombre de Carmen. Aunque las fiestas populares dedicadas a Nuestra Señora son muy abundantes en el verano español esta de Nuestra Señora del Carmen tiene especial relieve, sobre todo por la devoción marinera.

La Virgen del Carmen da protección a los marineros y en España la fe demostrada por la gente del mar hacia la Virgen es impresionante. En toda la costa española se celebran actos y procesiones marítimas a lo largo de los miles de kilómetros de nuestro litoral. Asimismo, hay una especial protección para aquellos fieles que llevan el escapulario de la Virgen. En los últimos tiempos se ha incrementado considerablemente la imposición a los fieles del escapulario, costumbre que, tal vez, se había olvidado un tanto. También en nuestro país hay –como decíamos-- millones de mujeres que llevan el nombre de Carmen y que están bajo la protección de nuestra Señora del Carmelo.

Digamos, para terminar que, en la sección de reportajes hay un amplio reflejo de datos relacionados con la Virgen del Carmen y que, asimismo, en la sección de homilías aparece una del padre Leoz dedicada a la Misa del Virgen del Carmen, así como una oración especial del mismo autor. La oración de post-comunión, en la página de moniciones, también esta dedicada a la Virgen del Carmen.