Descansar en la casa de Betania junto a Jesús, es saborear ese momento Único y privilegiado que te inunda de paz el corazón. Cuántas veces nos hemos planteado lo que nosotros hubiéramos hecho si nos hubiera tocado vivir en tiempo de Jesús; tenemos la seguridad que hubiésemos acudido a todos los lugares donde El descansaba. Pero no hemos caído en la cuenta que esto no es cosa del pasado sino del presente. Esto se repite hoy. Por eso quiero invitarte con esta página a que me acompañes para marchar hacia Betania. Jesús descansa allí, en Betania, con sus amigos se trata de irnos a encontrar con Él; todos estamos invitados.

 

 

IV Domingo de Cuaresma
26 de marzo de 2006

GRUPOS BETANIA DE ORACIÓN Y ACCIÓN
**Textos para los trabajos de liturgia


EXHORTACIÓN PARA ESTA SEMANA

Os animamos que el sábado –y tiene que ser por la mañana—celebréis la Solemnidad de la Anunciación. Y si los sábados están siempre dedicados a la Virgen pues razón de más que lo hagamos hoy. Y, claramente, los equipos de liturgia tienen mucho que decir en esto de una celebración tan especial. Pero de todos modos, tenemos que preparar el Cuarto Domingo de Cuaresma. Sobre él bien podemos decir que ya la Semana Santa está a la vuelta de la esquina. La cuaresma está dando sus últimos pasos –ya sólo nos quedará el próximo, el Quinto Domingo—y hemos de ser conscientes de aprovechar al máximo este tiempo de amor y conversión.


EXPLICACIÓN PERMANENTE SOBRE ESTOS CUESTIONARIOS

Hemos querido dar un nuevo aspecto –y renovada función—al apartado de los Grupos Betania. Hasta ahora se publicaban una explicación para construir los formularios y luego se adjuntaban unas preguntas –de tres a cinco—con las ideas fuerza para meditar esa semana.

Ahora “vamos a dar hechos” los formularios. Y gracias a los links para imprimir pues ya podrán ser utilizados directamente. Se componen, pues, de las moniciones, las lecturas y un breve comentario litúrgico. Al final, como siempre, las preguntas.

Pero hay un añadido. Vamos a sugerir algunos trabajos de campo para ayudar a los hermanos, en principio referidos al ámbito de Internet. Sería útil que nos fueran comunicando los progresos al respecto.

Los grupos Betania no son otra cosa que unas agrupaciones voluntarias, formadas, en principio, por las personas que forman los equipos de liturgia y que se suelen reunir con alguna antelación para preparar las misas en las que intervienen y también meditar la palabra de Dios. La idea nuestra es ir haciéndolos crecer y, si es posible relacionar.

Para cualquier sugerencia o duda se puede utilizar especialmente el siguiente correo:

betaniamad@yahoo.es


LA REUNIÓN LITURGICA

ORACIÓN DE ENTRADA.

En el Nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo.

Señor Dios Padre nuestro, te pedimos gracia para comprender mejor la Palabra que se transmite en la Eucaristía Dominical. Concédenos la presencia cercana y gratificante del Espíritu Santo. Te lo pedimos por tu Hijo --y Maestro Nuestro--el Señor Jesús.


MONICIÓN SOBRE LAS LECTURAS

1.- Nuestra primera lectura procede el capitulo 36 del Libro de las Crónicas. Y lo más importante de este texto del Antiguo Testamento es que nos ayuda a darnos cuenta –aquí y ahora que siempre Dios elegirá a quien Él quiera para llevar a cabo cualquier misión. Traicionado por los dirigentes del pueblo judío, del pueblo elegido, el Señor va a ungir a un rey extranjero para que purifique al pueblo de Israel. Nadie tiene la exclusiva del favor de Dios. Tengámoslo en cuenta.

S.- El salmo 137 narra una escena de los desterrados judíos en Babilonia. Allí sus captores pretenden que les diviertan con cantos sagrados y ellos se rebelan. El salmo está en sintonía con la primera lectura y marca el deseo de volver a Jerusalén. Nosotros los cristianos siempre anhelamos la llegada de esa otra Jerusalén, la que un día, brillante y luminosa, bajará del cielo.

2.- San Pablo en la Carta de los Efesios habla de renacer a partir del sacrificio de Cristo. Nuestra segunda lectura de hoy plantea un tema capital para la vida de los cristianos y que no es otra cosa que ese “renacimiento” por la vida por el efecto de la gracia de Jesucristo. Todos hemos de renacer. El agua del bautismo tiene que llegar a nuestras mentes e iniciar la nueva vida que Jesús nos pide a todos.

3.- El Evangelio de San Juan nos acerca hoy especialmente a la escena del Gólgota. Jesús dice a Nicodemo que cuando el Hijo del Hombre sea elevado todos pondrán su vida en Él. Utiliza el símil de la serpiente de bronce que Moisés elevó para librar al pueblo judío del veneno. La Semana Santa se acerca y el Misterio de la Cruz se abre ya cerca de nosotros.


LECTURAS

PRIMERA LECTURA

LECTURA DEL SEGUNDO LIBRO DE LAS CRÓNICAS 36, 14-16. 19-23

En aquellos días, todos los jefes de los sacerdotes y el pueblo multiplicaron sus infidelidades, según las costumbres abominables de los gentiles, y mancharon la casa del Señor, que él se había construido en Jerusalén. El Señor, Dios de sus padres, les envió desde el principio avisos por medio de sus mensajeros, porque tenía compasión de su pueblo y de su morada. Pero ellos se burlaron de los mensajeros de Dios, despreciaron sus palabras y se mofaron de sus profetas, hasta que subió la ira del Señor contra su pueblo a tal punto que ya no hubo remedio.

Los caldeos incendiaron la casa de Dios y derribaron las murallas de Jerusalén; pegaron fuego a todos sus palacios y destruyeron todos sus objetos preciosos. Y a los que escaparon de la espada los llevaron cautivos a Babilonia, donde fueron esclavos del rey y de sus hijos hasta la llegada del reino de los persas; para que se cumpliera lo que dijo Dios por boca del profeta Jeremías:

-- Hasta que el país haya pagado sus sábados, descansará todos los días de la desolación, hasta que se cumplan los setenta años.

En el año primero de Ciro, rey de Persia, en cumplimiento de la palabra del Señor, por boca de Jeremías, movió el Señor el espíritu de Ciro, rey de Persia, que mandó publicar de palabra y por escrito en todo su reino:

-- Así habla Ciro, rey de Persia: El Señor, el Dios de los cielos, me ha dado todos los reinos de la tierra. Él me ha encargado que le edifique una casa en Jerusalén, en Judá. Quien de entre vosotros pertenezca a su pueblo, ¡sea su Dios con él, y suba!

Palabra de Dios.


SALMO RESPONSORIAL

SALMO 136

R.- QUE SE ME PEGUE LA LENGUA AL PALADAR SI NO ME ACUERDO DE TI.

 

Junto a los canales de Babilonia

nos sentamos a llorar con nostalgia de Sión;

en los sauces de sus orillas

colgábamos nuestras cítaras. R.-

 

Allí los que nos deportaron nos invitaban a cantar;

nuestros opresores, a divertirlos:

«Cantadnos un cantar de Sión.» R.-

 

¡Cómo cantar un cántico del Señor

en tierra extranjera!

Si me olvido de ti, Jerusalén,

que se me paralice la mano derecha. R.-

 

Que se me pegue la lengua al paladar

si no me acuerdo de ti,

si no pongo a Jerusalén

en la cumbre e mis alegrías. R.-


SEGUNDA LECTURA

LECTURA DE LA CARTA DEL APÓSTOL SAN PABLO A LOS EFESIOS 2, 4-10

Hermanos:

Dios, rico en misericordia, por el gran amor con que nos amó, estando nosotros muertos por los pecados, nos ha hecho vivir con Cristo --por pura gracia estáis salvados--, nos ha resucitado con Cristo Jesús y nos ha sentado en el cielo con Él. Así muestra en todos los tiempos la inmensa riqueza de su gracia, su bondad para con nosotros en Cristo Jesús. Porque estáis salvados por su gracia y mediante la fe. Y no se debe a vosotros, sino que es un don de Dios; y tampoco se debe a las obras, para que nadie pueda presumir. Somos, pues, obra suya. Dios nos ha creado en Cristo Jesús, para que nos dediquemos a las buenas obras, que él nos asignó para que las practicásemos.

Palabra de Dios.


ACLAMACIÓN Jn 3, 16

Tanto amó Dios al mundo que entregó a su Hijo único. Todos los que creen en Él tienen vida eterna.


EVANGELIO

LECTURA DEL SANTO EVANGELIO SEGÚN SAN JUAN 3, 14-21

En aquel tiempo, dijo Jesús a Nicodemo:

-- Lo mismo que Moisés elevó la serpiente en el desierto, así tiene que ser elevado el Hijo del hombre, para que todo el que cree en él tenga vida eterna. Tanto amó Dios al mundo que entregó a su Hijo único para que no perezca ninguno de los que creen en él, sino que tengan vida eterna. Porque Dios no mandó su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para que el mundo se salve por Él. El que cree en él no será condenado; el que no cree ya está condenado, porque no ha creído en el nombre del Hijo único de Dios. El juicio consiste en esto: que la luz vino al mundo, y los hombres prefirieron la tiniebla a la luz, porque sus obras eran malas. Pues todo el que obra perversamente detesta la luz y no se acerca a la luz, para no verse acusado por sus obras. En cambio, el que realiza la verdad se acerca a la luz, para que se vea que sus obras están hechas según Dios.

Palabra del Señor


COMENTARIO LITÚRGICO

LA FE Y LAS OBRAS

Por David Llena

El esquema pecado-arrepentimiento-salvación aparece en las lecturas de hoy. Claramente en la primera lectura cuando nos narra el destierro de Babilonia y más escondido el que estamos celebrando en estas semanas, cuando en el Evangelio se nos dice “así tiene que ser elevado el Hijo del hombre, para que todo el que crea en él tenga vida eterna”. Esta es la salvación definitiva si ya no creemos en Él, ya estamos juzgados”, si creemos en Él, en que Él murió por nuestros pecados, recibimos de Él la salvación, esta salvación no es por nuestros méritos sino puro don de Dios. Pero esta fe se demuestra con obras. No nos salvamos con nuestras obras, nuestras obras tienen que ser fruto de esa salvación. Si no damos ese fruto, debemos plantearnos si realmente somos salvos.


Las preguntas del Editor

En ambiente de gran recogimiento, un buen lector leerá lenta y con buena entonación las siguientes ideas fuerza que servirán para la meditación. Las cuestiones son las siguientes:

1.- Tenemos que dejar a Dios ser Dios. Cuando se lleva mucho tiempo trabajando en temas de Iglesia nos podemos llegar a creer que Dios es nuestro o que el Señor debe hacer lo que a nosotros nos resulte más conveniente. La lectura del Libro de las Crónicas de este domingo nos enseña que los designios divinos llevan otra medida muy diferente a la nuestra. No olvidemos que vino un rey extranjero a reconstruir el Templo y a renovar la religión y el culto. Dejemos a Dios ser Dios.

2.- “Para que nadie pueda presumir”, dice San Pablo. Y nos viene bien el consejo pues es Dios quien nos lleva por el camino. Y no somos nosotros, ni nuestras obras que valen poco. La humildad es un principio fundamental, porque no se olvide somos siervos inútiles. Es fácil suponernos más importantes y más protagonistas de lo que en realidad somos, pero hemos de estar atentos para que nuestra soberbia no mate nuestro amor a Dios y a los hermanos.

3.- Jesús en lo alto de la Cruz nos sana. No debemos de dejar pasar ni un día sin dedicar unos momentos a contemplar un crucifijo. La visión de Jesús en la Cruz nos sirve de aliento y los evita las picaduras del Mal y del pecado. Desde lo alto y con los brazos abiertos nos acompaña y nos salva. ¿Creemos esto?

4.- Reflexionemos, asimismo, hoy todos juntos sobre la marcha de nuestra cuaresma. Los testimonios de los compañeros de comunidad o de equipo de liturgia nos serán muy útiles. Pero, luego, en la tranquila soledad de nuestro cuarto hemos de evaluar, junto a Jesús, nuestro ascenso hasta la Pascua.


LA MISIÓN

Irnos preparando para Semana Santa. Ver que queremos –y que tenemos—que hacer. Litúrgicamente es un tiempo muy importante, personalmente, también. Meditemos pues esa cercanía de la gran Semana de nuestra Fe.


Nos podéis escribir sobre todo esto. E, incluso, pedirnos ayuda sobre algún tema concreto. Hemos recibido varios correos en las últimas semanas. Como de costumbre los publicamos y damos respuesta en la sección de Testimonios. Os repetimos el correo:

betaniamad@yahoo.es