Jueves Santo: Misa Vespertina de la Cena del Señor
24 de marzo de 2005

La oración de los fieles


PRIMERA

SEÑOR, DANOS SIEMPRE el PAN del Cielo

Dios Padre Nuestro, antes de que tu Hijo diera su vida por nosotros en la cruz, nos dejó su cuerpo en la eucaristía. Es el alimento nuevo y que nos lleva hasta la vida eterna. Así nuestra oración en este día es:

R.- SEÑOR, DANOS SIEMPRE EL PAN DEL CIELO.

1. – Por el Papa, obispos y sacerdotes que en la comunión del pan compartido guíen a tu pueblo hasta la Casa del Padre.

OREMOS

2. – Por los jefes de Estado y los que tienen en sus manos el gobierno de su pueblo para que sea su principal preocupación el pan y el bienestar de los hombres de la Tierra.

OREMOS

3. – Por los ministros extraordinarios de la eucaristía, para que su cercanía y servicio al Señor, les ayude en todos los instantes de su vida.

OREMOS

4. – Por la tierra de Israel, para que la Paz que Jesús trajo, se instale definitivamente también en la tierra que pisaron sus pies.

OREMOS

5. – Por aquellos que no tienen el pan necesario para su subsistencia, para que encuentren en nosotros una mano tendida a sus necesidades.

OREMOS

Seño Dios, que el cuerpo y sangre de tu Hijo, que hoy nos da, sean alimento y fuerza ante nuestras debilidades.

Te lo pedimos por Jesucristo Nuestro Señor que contigo vive y reina por los siglos de los siglos

Amen.


SEGUNDA

DANOS UN CORAZÓN, GRANDE PARA AMAR

Señor, venimos a entregarte nuestras carencias, Tú eres el único que puedes ayudarnos. Lo hacemos porque creemos en tu amor.

R. - DANOS UN CORAZÓN, GRANDE PARA AMAR.

1.- Por la Iglesia; para que no se canse de coger la jofaina, ceñirse la cintura y arrodillarse para lavar los pies a todos los hombres.

OREMOS.

2.- Por el Papa, los obispos, los sacerdotes; para que esa imagen de servidores que les dejó Jesús nos la enseñen con su ejemplo a todos los seguidores de Cristo.

OREMOS

3.- Por los que sólo buscan que les laven a ellos los pies; para que siempre encuentren a ese Cristo en la tierra, capaz de arrodillarse para ayudarles a disminuir su arrogancia.

OREMOS

4.- Por los que no nos dejamos lavar los pies porque creemos que estamos demasiado limpios.

OREMOS.

5.- Por todos los que rigen las naciones; para que no usen el poder para servirse de él sino para servir a los demás.

OREMOS.

6.- Por todos nosotros; para que no nos conformemos con hablar de amor, sino que lo demostremos con nuestras obras.

OREMOS.

Señor: Tú que desbordaste la capacidad humana cuando demostraste lo que era amar, ablanda nuestro corazón y hazlo sensible a las necesidades de los demás. Te lo pedimos por Jesucristo nuestro Señor.

Amén.