XIX Domingo del Tiempo Ordinario
12 de agosto de 2018

Misa Familiar

(Misa con niños, catequistas y padres)

Prepara: Javier Leoz


 

1. MONICIÓN DE ENTRADA

Nuevamente, en este domingo, el mensaje de Jesús nos sigue hablando de la Eucaristía con el evangelio de San Juan. ¡Sed bienvenidos!

¿Cómo ha ido la semana? ¿En qué hemos gastado nuestras fuerzas y nuestro ingenio? ¿Tal vez nos encontramos un poco cansados?

Que la presencia del Señor, que viene a este altar, nos dé las fuerzas necesarias para seguir peregrinando por este mundo.

Pongamos nuestra ilusión, nuestra atención y también nuestras voces, en esta Santa Misa.

Nos ponemos de pie.

2. PENITENCIAL

2.1. El Señor está en medio de nosotros, su pueblo, y no siempre nos damos cuenta. Señor, ten piedad

2.2. El Señor nos conduce por caminos verdaderos. Pero, a veces, preferimos otros que nos llevan a la mentira o a la falsedad. Cristo, ten piedad

2.3. El Señor, con su Eucaristía, se comparte, se reparte, se rompe por nosotros. ¿Por qué nos cuesta tanto repartirnos a favor de los demás? Señor, ten piedad

3. MONICIÓN A LAS LECTURAS

Como Elías, cuya primera lectura nos habla de él, también andamos necesitados del pan del cielo. San Pablo, además, nos recordará que, en la fraternidad, en el amor, hemos de encontrar razones para convivir con los demás.

Finalmente, el evangelio, San Juan nos presenta a la Eucaristía como el nuevo Maná que otorga fuerza y vida abundante.

4. ORACIÓN DE LOS FIELES

4.1. Tengamos un recuerdo especial por los sacerdotes. Que nos ayuden a descubrir el valor y el secreto de la Eucaristía. Roguemos al Señor.

4.2. Por los que pasan hambre. Por los que tienen mucho y no comparten. Roguemos al Señor.

4.3. Para que a nadie le falte el alimento de la eucaristía, de la cultura, de la enseñanza, del amor. Roguemos al Señor.

4.4. Por los padres. Para que den ejemplo a sus hijos y no olviden, los domingos, de acudir a la Eucaristía. Roguemos al Señor.

4.5. Por nosotros. Para que seamos puntuales en el oficio religioso. Para que escuchemos con atención las lecturas. Para que, con una buena confesión, nos preparemos a comulgar cada domingo. Roguemos al Señor.

5. OFRENDAS

5.1. Con la palabra VIDA queremos reflejar el alimento que recibimos cada domingo y cada día a través de la Eucaristía. GRACIAS, SEÑOR

5.2. Con esta RADIO queremos simbolizar nuestro deseo de orientar nuestra vida desde Dios y para Dios. Queremos sintonizar la frecuencia del cielo en cada misa.

5.3. Con el pan y el vino presentamos ante el Señor nuestra debilidad, nuestro trabajo, nuestro esfuerzo y nuestro deseo de que siempre venga en Cuerpo y Sangre hasta el altar.

6. ORACIÓN FINAL

TU, SEÑOR, ERES PAN

Que sacia nuestra hambre y mitiga nuestra sed

TU, SEÑOR, ERES PAN

Que fortalece nuestra debilidad

TU, SEÑOR, ERES PAN

Que nos levanta cuando caemos

TU, SEÑOR, ERES PAN

Que nos hace fuertes y valientes

TU, SEÑOR, ERES PAN

Que nos hace testigos de tu Reino

TU, SEÑOR, ERES PAN

Que se hace amor por salvarnos

TU, SEÑOR, ERES PAN

Que baja del cielo para beneficio de la tierra

TU, SEÑOR, ERES PAN